Cabezal

redes sociales

728 X 90

“MVD está más que preparado, sólo necesita gente que haga”

Lo gourmet
“MVD está más que preparado, sólo necesita gente que haga”

Degusto, un gran muestrario dosificado de la cultura gastronómica uruguaya

Octubre 11, 2016

 

Belén Sosa, Lucía Fynn y Florencia Lecueder.

 

Por Dolores de Arteaga.  

Aquí en LC estamos convencidos que Montevideo es una ciudad efervescente. Y no es algo nuevo. Desde hace mucho tiempo que la agenda cultural de nuestra ciudad está llena de bríos e ilusiones. Lo afirmamos y así lo vivimos. Distinto es que a veces los montevideanos seamos perezosos a la hora de buscar propuestas y de salir de nuestra modorra; o que por otro lado, muchos eventos carezcan de suficiente difusión y buena comunicación y no lleguen a destino. Pero no tenemos duda: nuestra ciudad nos llama, nos presenta actividades y nos invita a vivirla.

Con una agenda que desborda y que crece día a día, así se nos presenta nuestra linda y querida Montevideo. Con un gran abanico de propuestas culturales, artísticas y gourmet. Tanto es así, que uno tendría que empezar a tomar nota de los eventos citadinos.

En este marco de disfrute y de apertura, la comida callejera, que está siendo un suceso en el mundo entero, no podía dejar de tener su espacio en nuestra ciudad. Así fue que Lucía Fynn (27), Florencia Lecueder (29) y Belén Sosa (29), emprendieron en abril de este año, con toda la fuerza que las caracteriza, Degusto, el primer Festival Gastronómico de Montevideo, que tuvo lugar en el parque Grauert, más conocido como “la placita de la Conaprole”.

Me reuní con Lucía Fynn, con quien charlamos distendidas sobre el emprendimiento. “Seguimos una tendencia mundial, con el fin de impulsar la cultura gastronómica del Uruguay. Degusto brinda la posibilidad de reunir en un mismo lugar a productores nacionales, foodtrucks, cocineros emergentes y con trayectoria, en un evento abierto a todo público, en el que se pueden degustar los mejores platos del país”, comenta Lucía.

 

degusto-foto-1

 

Dolores: ¿Cómo empezó a gestarse la idea?

Lucía Fynn: Empezó el año pasado, 2015. Sabíamos que era algo que se estaba haciendo en el mundo. Y a medida que uno viaja se da cuenta que la comida de calle es muy común. Acá cada vez más empezaron a haber foodtrucks que buscaban estar en distintos lugares, pero está la lucha con la Intendencia para que los dejen circular, porque no tienen habilitación para estar en la vía pública, solo para ir a eventos privados. Nosotras vimos la necesidad de agruparlos en un lugar, haciendo un Festival Gastronómico. Después de desarrollar la idea se nos ocurrió que tal vez estaba bueno incluir a referentes de la gastronomía, así como a cocineros emergentes. Y así fue cambiando nuestra idea inicial. No solo iba a agrupar foodtrucks, sino que también iba a integrar a la gastronomía montevideana. A cocineros que ya estuvieran más establecidos, con su historia y sus restaurantes, con otros más emergentes, aquellos que estuvieran recién arrancando.

D: Como plataforma, la idea es que todo funcione sobre ruedas. 

LF: Nuestro objetivo es servir de plataforma de integración de los cocineros uruguayos. La idea es armar todo para que los cocineros se luzcan, para que el público pueda apreciar su comida. Por eso buscamos buenos vinos, cerveza artesanal, generar un ambiente agradable, bandas de música, todo con una estética que acompañe la comida. Nuestro rol va más allá de que nos guste la gastronomía, estamos en el impulso y buscamos que se luzcan los verdaderos protagonistas que son los cocineros y la comida. Queremos que la gastronomía tenga su lugar.

 

degusto-foto-2

 

D: Tienen un emprendimiento gastronómico. ¿Disfrutan comiendo?

LF: Obvio que nos gusta comer. Yo creo que soy la típica que me olvido de comer, no es algo que en mi vida me determine, pero me encanta comer bien. Las chicas son mas gastronómicas que yo.

D: ¿Por qué Degusto?

LF: Nos costó encontrar el nombre. Tiramos un millón de ideas, y al final nos quedamos con Degusto, porque vamos a “degustar”. Engloba lo que queríamos generar y demostrar, que degusten la comida de los cocineros. Es una palabra corta, en español, fácil de pronunciar, de aplicar y de usar, y se puede usar como un juego de palabras.

 

degusto-foto-3

 

D: Cuando pasaron raya, después del primer Degusto, en abril…

LF: Terminaba a las 20 horas, hacía un frío de morirse, pero la gente se quedaba y nos decía: “¡Esto tiene que seguir!” Es que nos la jugamos. Hay muchas variables, el clima, que vaya gente, que los cocineros vendan, etcétera. Y nos costó llegar al evento, ya que lo tuvimos que suspender dos veces por el clima. Además, nos costó cerrar todo porque nadie sabía bien lo que hacíamos, éramos nuevas en esto (risas); teníamos que convencer a los participantes y comunicarlo. ¡Pero superó nuestras expectativas! Vino gente de todos lados. A nosotras nos daba miedo, el típico cuco de que “la gente no sale en Montevideo”, y no es así. Nos demostró que Montevideo está más que preparado para todo esto, sólo necesita gente que haga.

 

degusto-foto-4

 

D: Me imagino la cantidad de puertas que se les habrán abierto…

LF: Sí, después de la primera muestra empezaron a surgir más oportunidades. A algunas hemos tenido que decir que no, ya que nos estábamos definiendo y no podíamos perder el foco. Hicimos una muestra en World Trade Center porque era una serie: una en mayo, otra en setiembre, y tenemos otra programada para fines de noviembre. También participamos en otros eventos, en la Mega Experiencia Endeavor y en el Día del Patrimonio, como marca blanca, sin decir que somos Degusto.

D: ¿Qué es lo que pretenden generar con Degusto?

LF: Para nosotras es importante que se generen nuevas experiencias, que la gente pase bien y   que los cocineros estén contentos.

D: ¿Por qué te parece que, tanto en Uruguay como en el mundo, se le está dando tanta importancia no solo a lo gastronómico, sino al vivir experiencias gastronómicas?

LF: En la vorágine del día a día uno se olvida incluso de lo que está comiendo. Se está buscando darle valor a esos momentos, y creo que ya el nuevo valor son las experiencias. Todo lo que eran descuentos, beneficios, ya fue; ahora hay que generar recuerdos para las personas. Y eso sucede cuando la persona pasa bien. El otro día, haciendo un estudio de búsqueda en Internet, el 1 por ciento de las búsquedas del mundo lo ocupa la comida, y creo que ningún otro rubro llega a ese número… ¡Es mucho! Es que la comida es una de las pasiones de la gente.

o

“En la vorágine del día a día uno se olvida incluso de lo que está comiendo. Se está buscando darle valor a esos momentos, y creo que ya el nuevo valor son las experiencias”

o

D: ¿Cómo se ven a futuro?

LF: Nos encantaría exportarlo y hacerlo algo grande, algo representativo del Uruguay. Cuando arrancamos a divagar decimos que tenemos que estar en el Lonely Planet, que diga, por ejemplo, que en Montevideo, Uruguay, el primer fin de semana de cada mes va a estar Degusto (risas).

Y va por ese lado, que cada vez genere más valor en todas las personas que estén, desde el público en general hasta en los cocineros. Nosotras siempre decimos que hay dos públicos, por un lado nuestro público principal, que son nuestros cocineros, para los que armamos todo, y después el publico final, que viene por añadidura, que son las personas que van a disfrutar todo lo que se cocina.

 

degusto-foto-5jpeg

 

D: ¿Qué aportó Degusto a Montevideo?

LF: Una experiencia distinta que acá no existía. Para el público final es una experiencia diferente, la posibilidad de tener en un mismo día un evento grande de entrada libre, y que pasen miles de cosas en un mismo momento, donde podés pasar todo el día, comer algo rico, escuchar una banda y estar con amigos; un programa distinto. Y por otro lado, a la cultura gastronómica de Montevideo le ofrecemos un lugar para mostrarse, participar e integrarse con nuevos colegas cocineros. De alguna manera, todo esto te dice que no hay que estar en otro país para vivir algo diferente.

 

degusto-foto-6

 

D: ¿Qué les deja Degusto?

LF: Siempre pensamos lo que nos deja no solo después de cada feria, sino de cada reunión de trabajo, que nos vamos diciendo: “Qué bueno que está Degusto”. Es que es algo tuyo, que tú creaste, es como tu bebé. Nos hace re felices y si bien nos da dolores de cabeza, es algo nuestro, que vemos crecer y que nos llena de gratificación.

 

degusto-foto-7

 

 

Datos útiles:
Próxima muestra Degusto: 

Cuándo. Sábado 29 de octubre de 12 a 22 hs. /  Domingo 30 de octubre de 12 a 18 hs.
Lugar. Parque Grauert,  Av. Arocena entre Lieja y Couture.
Entrada gratuita y abierta a todo público.
Precio por plato. Entre $ 100 y $ 250.

Fotos: Olivia Pérez / Fotos Festival Gastronómico, gentileza Sabrina Srur.

 

Contacto:
Degusto
Degusto@degustomvd.com

 

 

 

¿Qué opinás?

Acerca del autor

Me llamo Dolores de Arteaga y soy del 70. Amo la vida, con sus dulzuras y sus sinsabores, con mi pasado y mi presente. Tengo un largo camino recorrido como mujer y como ser humano, con todo lo que estas palabras implican. Fui niña y adolescente. Soy hija y madre, mujer de mi marido y amiga. ¿Mi marido? Mi pilar, el compañero que elegí desde que lo conocí, que nunca me cortó las alas para volar. ¿Mis hijos? Son lo más importante y fuerte que me pasó desde que nací. ¿Mis amigas? Son del alma, fueron mi propia elección, son mi otro yo, ven la vida con mis mismos lentes. sobremi Fui maestra, dueña de una tienda de segunda mano y ahora soy bloggera. Siempre digo que mis ciclos duran diez años; me gustan los cambios, reinventarme cada tanto. Me parece que las mutaciones forman parte del movimiento y de la riqueza de la vida. A partir de los 40 sentí que estaba empezando la otra mitad de mi existencia y se me despertaron gustos e intereses que quizás estaban dormidos. Me siento más entusiasta ahora que a los 20. Se preguntarán “¿qué se le dio por hacer un blog?”. Tengo intereses de todo tipo. Considero que leer es uno de los placeres de la vida, que el arte nos estimula los sentidos y que viajar nos enriquece el intelecto y el alma. Siempre me gustó descubrir la otra cara de las ciudades, hacer hallazgos donde no es fácil identificar a primera vista, descubrir y redescubrir lugares, conocer a la gente, estudiar la naturaleza humana en sus diferentes realidades, hurgar un libro hasta el cansancio, improvisar críticas de cine de lo más personales con amigas, salirme del clásico circuito pautado por unos pocos y estar pendiente de qué se puede hacer acá, allá o donde fuere. Pero sobre todo, me gusta reírme, y si es a carcajadas, mejor todavía. También soy una máquina de registrar datos. Siento un disfrute especial cuando lo hago. Mis amigas me llaman las “páginas amarillas”. Y hasta acá llegué para no aburrirlos hablándoles de mi. ¡Entren a descubrir el blog! ¡Para mí es un verdadero disfrute hacerlo!

Ver todas las entradas de lacitadina.

Banner observador 1 interna

Banner observador interna 2

Otra Noticias

banner observador interna 3

Not3